Saltar al contenido

Cómo limpiar joyas de plata en casa

Existen algunas frutas que tienen algunas características que son excelentes para la limpieza. Lemon es popular por ser uno. ¿Deseas verlo? Prueba a contemplar medio limón con sal fina y frota tus cubiertos con ella. ¡Te sorprenderá! La sal y el limón juntos van a tener un efecto exfoliante, lo que va a ayudar a dejar tus pedazos limpios y refulgentes. En el momento en que haya terminado, enjuague o limpie cualquier resto de la mezcla con un paño de microfibra húmedo.

Estos son nuestros consejos para adecentar joyas de plata. ¿Sabes mucho más? ¡Compártelo en un comentario!

Cáscara de plátano

La cáscara de esta fruta es otro truco casero para adecentar joyas de plata; si bien es menos clásico. La efectividad de este método hecho en casa se asigna a la existencia de potasio dentro de la piel del plátano. No obstante, esta alternativa semeja útil si el dinero está obscuro últimamente.

Con la piel interior de este caparazón puedes frotar delicadamente los elementos para regresarles su brillo. Una vez terminada la labor, es requisito cerciorarse de que no queden restos que logren contaminar la obra y achicar la efectividad del antídoto.

Límpialo con sal

La sal se puede emplear de 2 formas distintas. La primera con exactamente el mismo sistema que vimos con bicarbonato, pero en lugar de sal por bicarbonato, de este modo de simple. Si bien es menos efectivo que el bicarbonato de sodio.

Y la otra forma de adecentar la plata con sal es tomar un envase pequeño y verter 2 – 3 medidas de cuchara de sal fina, entonces añadir unas gotas de agua hasta el momento en que quede como una pasta, que frotaremos. las piezas de plata. Así, la sal actuará como un producto abrasivo y pulirá la área.

También te puede interesar  Cómo limpiar bañera de hidromasaje

Elementos

  • 1 cucharada de bicarbonato de sodio (diez g)
  • ¼ taza de vinagre blanco (62 ml)
  • (2)

    tixag_14) Añade de a poco el bicarbonato de sodio al vinagre blanco (apreciarás la efectividad).

  • Una vez diluido todo, sumerge los elementos de plata o frota el producto con el apoyo de un paño limpio.
  • Finalizar puliendo con un paño seco y, si es requisito, reiterar el desarrollo.
Configuración