Saltar al contenido

Cómo limpiar los filtros de una campana extractora

La opción mejor es adecentar los filtros de la campana a mano, especialmente cuando son de aluminio o en el momento en que la proporción de mugre y grasa es grande y también engastada en los pequeños orificios, por el hecho de que por ahí vienen los lavaplatos.

Limpieza de los filtros de la campana extractora

Para adecentar los filtros de la campana poseemos 2 opciones: lavarlos en el lavaplatos oa mano. Si no son capaces para el lavaplatos, hay algunos trucos para limpiarlas apropiadamente.

Tenemos la posibilidad de emplear grasa. Primero remojamos los filtros en agua no muy caliente con jabón y con un fácil cepillo de dientes vamos a poder integrar. Una vez eliminada toda la grasa, enjuagamos los filtros metálicos y los escurrimos antes de ponerlos.

MANTENIMIENTO IDEAL DE LA CAMPANA

Los filtros son la parte mucho más sensible y también esencial de la campana, con lo que tenemos la posibilidad de iniciar por ellos. Para esto, debemos retirarlos completamente, lo que es simple puesto que acostumbran a estar puestos para lograr retirarlos con sencillez. Lo mucho más simple es meterlos en el lavaplatos pero antes hay que revisar si están permitidos para esto en su manual de normas o en la página web del producto.

Si escoges lavarlos a mano, es preferible dejarlos en remojo en un envase con agua ardiente y amoníaco. No solamente se tienen la posibilidad de adecentar con amoníaco, tenemos la posibilidad de usar degradantes y otros artículos concretos para esto. Pasados ​​unos minutos, en el momento en que observemos que la grasa comienza a ablandarse, acabamos de retirarla con un cepillo o una esponja despacio.

También te puede interesar  Cómo limpiar circuito aire acondicionado coche

Limpieza de los filtros de aluminio de la campana

Si no tiene lavaplatos o si ha juntado mucha grasa, puede adecentar los filtros de aluminio usted mismo. Entonces, prosiga los pasos ahora:

  1. Prepare un envase grande (metálico) en el que se logren sumergir los bastidores.
  2. Verter agua y algo de limón y llevar a ebullición.
  3. En el momento en que el agua esté a puntito de hervir, añade media taza de bicarbonato de sodio y lavaplatos y sumerge las rejas.
  4. Aguardamos a que hierva unos 5 minutos.
  5. Tras esto, apaga el fuego y deja descansar hasta el momento en que el agua esté ardiente. Retiramos la reja y la limpiamos con asistencia de un cepillo y detergente en polvo.
  6. Volvemos a hervir el agua, pero en esta ocasión mezclada con vinagre y volvemos a poner las rejas bajo el agua.
  7. Pasada una hora, las sacamos y las enjuagamos con agua no muy caliente.
  8. Las secamos y las ponemos en su lugar.

**Te ofrecemos ciertos avisos para sostener los filtros como nuevos en el lavaplatos

Aconsejamos poner los filtros en el lavaplatos utilizando un programa corto a baja temperatura sin utilizar beneficio de abrillantador y sin sobrelavado de 40º, pues se deshace la malla interior de aluminio.

En el momento en que se lava en el lavaplatos, el filtro antigrasa metálico puede descolorarse pero sus especificaciones de filtrado no cambian en lo más mínimo.

Configuración