Saltar al contenido

Cómo limpiar paredes con hongos de humedad

Tiempo de lectura: 6 minutos

¿Has sentido esos puntos negros que acostumbran a manifestarse en la ducha de tu baño, más que nada en la lechada, entre el suelo y los azulejos? Ya que no son sencillos máculas, sino más bien el nocivo “moho negro”, un hongo que puede reproducirse en cualquier sitio donde haya humedad, calor, poca ventilación y material en descomposición (como restos de pelo, piel, uñas, etcétera.). .).

Moho en las paredes

El moho es un hongo que logramos hallar en el exterior y en sitios húmedos y con poca luz en el interior. amenazante para nuestro bienestar.

Es esencial quitarlo de las paredes y después regresar a pintarlas a fin de que no genere inconvenientes respiratorios o reacciones alérgicas. Ha de estar alarma y accionar velozmente para cuidar a usted y su familia.

# Limpia tu casa de manera regular

Otra razón para el desarrollo de moho es la mugre. Para eludir este inconveniente es requisito adecentar el molde de la pared periódicamente, para esto es requisito eludir la acumulación de basura u otros elementos. Y es requisito efectuar una limpieza recurrente para eludir su aparición.

El moho que está en las paredes puede ocasionar múltiples patologías. Bueno, estos son hongos que tienen la posibilidad de infectar áreas y dañar tu salud. Además de esto, si no tomas las cautelas primordiales puedes tener reacciones mucho más graves.

1- De qué forma eliminar el moho con Cloro o Lejía

La mejor forma de eliminar el moho de una pared con cloro o lejía necesita 3 pasos:

  1. Elaborar diluido cloro en agua en una proporción de 1:3 o 1:4 (lejía + agua). Esta preparación se va a aplicar entonces con apariencia de una fina niebla con aerosol familiar sobre la área perjudicada. Los aplicadores sencillos son económicos y asimismo mucho más “expertos” para otros usos familiares.
  2. Permiso para accionar por cuando menos diez a 15 minutos. Pasados ​​unos segundos, la primera cosa que lograras ver es la blancura de la área. Esto va a ser señal indudable de que el producto está andando, descartando hongos y moho.
  3. Enjuagar con abundante agua limpia, con el apoyo de un cepillo o esponja, para remover las esporas que logren quedar. Este paso asegurará que el régimen fungicida dure mucho más. Si es requisito, hay que reiterar el trámite hasta el momento en que la pared vuelva a su color original.
También te puede interesar  Cómo limpiar los libros sucios
Configuración