Saltar al contenido

Cómo limpiar un pulpo para cocerlo

  1. Lo primero es adecentar el pulpo, sacarle las vísceras: Para esto, le ofrecemos la vuelta a la cabeza y le quitamos todo cuanto hay dentro, y con unas tijeras le cortamos la boca o el pico, entonces enjuagamos las patas, una tras otra. el otro. únicamente, bajo el grifo del agua. En este vídeo que les dejamos ahora podéis ver de qué manera se hace:
  2. Una vez limpio lo congelaremos entre 48 y 72 horas. Si ahora hemos comprado el pulpo congelado, ahora está limpio, con lo que nos saltaremos los puntos 1 y 2.
  3. Para cocinarlo hay que sacarlo del congelador y ponerlo en un bol grande, puesto que al fundirse suelta bastante líquido. Deberemos sacarlo 24 h antes de utilizarlo y dejarlo descongelar de manera lenta en el frigorífico. Una vez esté totalmente descongelado, tenemos la posibilidad de seguir con el desarrollo.
  4. Ponemos a hervir agua en una cazuela grande, sin sal. En el momento en que comience a hervir, cogemos el pulpo por la cabeza y también ingresamos las patas unos segundos, retiramos y repetimos la operación tres o 4 ocasiones. Esta operación se llama “atemorizar” al pulpo, y se emplea para eludir que se pele a lo largo de la cocción.
  5. Metemos el pulpo en el agua (ha de estar absolutamente sumergido) y tapamos. El tiempo de cocción va a depender del tamaño del animal, el nuestro pesaba 1 kilo y medio, en 25 minutos se encontraba tierno, lo que verificamos con una brocheta o palillo, pinchando en la región donde se unen 2 tentáculos.
  6. Dejamos otros 20 minutos, en este momento sin fuego, en el agua.

El tiempo de cocción del pulpo es de unos 17 minutos por kilogramo.

Recetas con pulpo:

  • Pulpo a la gallega o pulpo a feira: la preparación que les he exhibido con fotografías y para elaborar de forma directa está llevada a cabo para el popular pulpo a la gallega , con sus papas y todo. En el momento de ser útil, explota que el pulpo aún está ardiente, córtalo en rodajas y disponlo en un plato (la madera es la enserio, pero tenemos la posibilidad de utilizar la que prefiramos) encima de patatas (llamadas cachelos). en Galicia) asimismo loncheado y pelado. Echar por arriba la sal gordita y el pimentón, y regar bien con el aceite de oliva. Dime si esto no es una receta para… ¡escándalo!

    Pulpo a la gallega o pulpo a la yerba

  • Pulpo al horno a la murca patatas: esta es una receta de mi tierra, y más allá de que se frecuenta ser útil sin patatas, me chifla realizar una suerte de fusión con el platazo gallego y aprovecho para finiquitar el pulpo al horno adjuntado con patatas y cebolla.

    Pulpo al horno con patatas a la murciana

  • Pulpo a la plancha con puré de patata morada: después cocinar, asar el pulpo a la plancha es muy especial para hallar un toque tenuemente torrado. Además de esto, si preparas un pulpito y lo presentas como lo hacemos nosotros, acertarás con el piscolabis para la visión y el paladar 😉

    Receta de pulpo a la plancha con puré de patata morada

  • Pulpitos con salsa de cebolla: muy poca gente conoce los pulpitos, tan pequeños que semejan los habituales calamares de temtempié, y si bien debo decir que no son tan suaves como un pulpo grande, son sabrosos y si disfrutas el pulpo deberías evaluar esta receta, con cebolla y una salsa llena de gusto.

    Pulpo encebollado con salsa

  • Arroz con pulpo: nuevamente partimos del pulpo bien cocido como expliqué arriba y, utilizando asimismo el líquido de la cocción, se puede llevar a cabo un arroz sabrosísimo que deseaba finalizar al horno, de ahí la cubierta obscura que hace aparición por arriba y está muy rico.

    Arroz con pulpo

  • Ensalada marinera con pulpo, gambas y mejillones: quién que aquí el pulpo no es el enorme personaje principal, indudablemente se encuentra dentro de los personajes principales de este refrescante temtempié lleno de mariscos, pimientos de todos y cada uno de los colores y una exquisita vinagreta casera.

    Ensalada marinera con pulpo, gambas y mejillones

También te puede interesar  Cómo limpiar humedades por condensacion

¿De qué forma ablandar el pulpo precocinado?

La gente que no están habituadas a cocinar pulpo acostumbran a quejarse de que es bien difícil ablandar el pulpo. En verdad, domesticar un pulpo no es tan bien difícil como semeja. La clave es cocinarlo apropiadamente. Si no se cocina apropiadamente, el pulpo va a quedar duro y sin gusto. Aquí tienes ciertos avisos que te asistirán a sugerir tu pulpo precocinado.

Primero, cerciórate de que el pulpo esté absolutamente cocido. Si el pulpo todavía está crudo, no va a estar blando. El pulpo hay que cocer a fuego retardado a lo largo de unos 45 minutos. Cerciórate de que el agua esté hirviendo antes de añadir el pulpo.

¿De qué forma cocinar pulpo crudo congelado?

Para cocer pulpo crudo congelado, poner el pulpo en agua hirviendo, sin sal. Como el tiempo de cocción cambia según el tamaño, vamos a poner un caso de muestra de pulpo de 1 kilo. En el momento en que el agua alcance nuevamente el punto de ebullición, cocina a lo largo de unos 15 minutos a fuego medio sin tapar la cazuela. El próximo paso es dejar descansar unos 15 o 20 minutos con el fuego apagado y en esta ocasión con la tapa puesta. Para garantizar que el pulpo está en el punto de cocción ideal, lo destacado es evaluar con un palillo en la parte mucho más gruesa de ciertos tentáculos.

De qué manera cocinar el pulpo a la forma clásico

Para cocinar el pulpo con agua debes proseguir todos estos pasos literalmente. Si tienes alguna pregunta déjala abajo en los comentarios.

  1. Poner agua sin sal en una cazuela a presión y llevarla a ebullición.
  2. En el momento en que el agua esté hirviendo, agarrar el pulpo por la cabeza, dejando los tentáculos colgando, y sumergirlos dentro y fuera del agua hirviendo 3 ocasiones. De esta forma las dejamos listas para cocinar. Este paso es primordial si deseamos que el pulpo quede estable por fuera, en caso contrario corre el peligro de volverse viscoso después.
  3. Tras realizar el paso previo, lo mojamos en el agua y lo dejamos unos 35 minutos. Para comprender si está ya listo, metemos un cuchillo y si apreciamos que está blando por la parte interior está ya listo.
  4. Para cocer el pulpo, sacar la cazuela y dejar descansar el pulpo allí otros 15 minutos sin sacarle el agua.
  5. Entonces cortamos el pulpo al gusto, agregamos algo de aceite, sal y pimentón y ¡listo para comer rico!
Configuración