Saltar al contenido

Cómo limpiarse de malas energias

Para liberarte de las malas energías, la primera cosa que tienes que realizar, si el tiempo lo deja, es abrir las ventanas a lo largo de la primera hora del día. Esto dejará que tu hogar se llene de aire limpio y que entren los primeros fotones del sol, aportando luz y frescor. Los espacios oscuros y fríos sin circulación de aire natural tienden a llevar malas vibraciones

(Imagen tomada de: https://onx .la/ 8335f)

¡Adiós a las malas energías en el hogar!

Para tener una vivienda con buena energía la primera cosa que hay que llevar a cabo es eludir la acumulación, especialmente si hablamos de cosas que siempre y en todo momento se quedan en exactamente el mismo lugar y no se emplean. Si se desea adecentar una vivienda de malas energías, se aconseja no acumular cosas bajo la cama ni cerca de las entradas de la vivienda, para eludir la acumulación de papeles, tal como ropa, zapatos y cosas.

Cuando la vivienda está limpia, la mejor forma de eliminar las malas energías de la vivienda es abrir las ventanas y dejar ingresar el aire y la luz. El sol es vida y alimenta la vivienda, es un purificador natural de energía negativa y por este motivo sus rayos tienen que anegar la vivienda todos y cada uno de los días. En los días mucho más frescos, puede sostener las cortinas abiertas a fin de que entre el sol en las habitaciones. El fluído de aire asimismo contribuye a actualizar la energía de la vivienda y de ahí que se aconseja ventilar la vivienda quince minutos cada día. Si puedes mucho más, mejor. Tanto los acondicionadores de aire como los calentadores animan el ámbito, realizando que el aire sea espeso y cargado, con lo que una bocanada de aire limpio va a ayudar a remover la energía negativa del hogar.

También te puede interesar  Cómo limpiar brochas y esponjas

Consejos auxiliares

Aparte de las otras alternativas que hemos citado previamente, tienes que estimar estas 2 recomendaciones para prosperar el ámbito en tu hogar:

  • Adecentar de manera frecuente : El polvo, la mugre o la basura tienen la posibilidad de hacer una atmósfera pesada, que se refleja en las conmuevas de la familia. Es primordial adecentar cada región de la vivienda frecuentemente y intentar refrescar los espacios para ofrecerle un aire diferente a la vivienda.
  • Diálogo: Por último, estudiar a reunirse en familia y debatir con tranquilidad las cosas con las que no está en concordancia es primordial; Se tienen que realizar sugerencias para una mejor convivencia. De las mejores maneras de sostener la negatividad en el hogar es comunicar en familia, expresar sentimientos y sostener fuertes los nudos.

Sal:

Poner sal en un plato en todos y cada rincón de la vivienda puede absorber las malas energías.

Una mezcla de agua de flores (margarita, manzanilla, rosas rosadas, laurel, lavanda, hojas de naranjo, canela), si lo quieres puede ser fría, pero para mayor eficiencia puedes emplear la infusión de flores por 5 minutos y dejar en un espacio de la vivienda.

Configuración