Saltar al contenido

Cómo se limpia los faros del coche

Si los faros de tu vehículo son amarillos y opacos, tienes que leer este producto, donde te presentaremos un truco que va a hacer que simulen nuevos sin gastar un céntimo.

En solo diez minutos, puedes eliminar el amarillo de las ópticas de los faros de tu turismo y devolverlos a la luz el primero de los días, sin gastar bastante dinero, sin perder tiempo en un lavado de turismos.

Prender los faros del turismo de manera rápida y fácil

El color amarillo de los faros hay que a la acumulación de polvo y mugre pero, esencialmente, hay que al efecto del rayo. Sol actuando sobre el plástico en el transcurso de un largo periodo de tiempo de tiempo.

La manera mucho más simple y rápida de limpiarlos y dejarlos relucientes es usar el Producto Multiusos WD-40®. Sencillamente aplicamos el producto en los propios faros y frotamos con un paño. Deberemos llevar a cabo la operación a lo largo de unos minutos, especialmente si están muy sucios, pero observaremos como los faros quedan limpios.

Limpia y pule los faros, punto por punto

  • Primero, lava los faros con una esponja mojada en agua ardiente y abundante jabón. Esto te va a ayudar a sacar tus propias conclusiones: quizás este paso sea bastante, quizás no, pero en el momento en que quitas la primera cubierta de mugre puedes observar verdaderamente la llegada del daño.
  • Si los faros están amarillos precisas un producto abrillantador como Rain X. No olvides proseguir las normas del desarrollador para hallar un acabado especial.
  • Si los faros se ven refulgentes hay que seguir al limado. Primero ponga cinta adhesiva cerca del faro para eludir que se pegue a la lámina de metal. Cuando haya completado ese paso, precisará un papel de lima de grano 400, 1000 y 2000. Empieza con el 400. Humedécelo y después muévelo hacia adelante en movimientos circulares. Reitera la acción con las otras 2 limas.
  • Retire los restos de plástico con un paño humectado en agua. Cerciórate de que todo esté de manera perfecta limpio. Entonces tienes que utilizar el esmalte. Puedes seleccionar uno especializado para faros (tienden a ser mucho más costosos) o utilizar un abrillantador líquido que hallas en tu tienda de bricolaje. Distribuye el producto uniformemente hasta el momento en que quede una cubierta fina, ayudándote con un paño y después pasa la pulidora.
  • Finalmente, quita los restos de producto con una esponja. Hazlo delicadamente y verifica si el resultado es el aguardado. Finalmente, quita la cinta de carrocero que has puesto para resguardar la pintura del vehículo. Si no andas acorde con el resultado del faro, puedes regresar al paso previo: utilizar el producto y pulimentar de nuevo.
También te puede interesar  Cómo limpiar la casa de brujerias

Ceniza para adecentar los faros

La ceniza es otro procedimiento casero para pulimentar y ofrecer brillo a los faros. Eso sí, hay que revisar que la ceniza no tenga restos de madera u otras partículas que logren rayar la óptica. Lo destacado es emplear cenizas en polvo fino. La ceniza debe entremezclarse con agua para conformar una pasta. El paño húmedo va a ayudar a pulimentar mejor los faros.

Configuración